AVISO

Este fic contiene sólo especulación. Se basa en diversas teorías que hay por la red. Si no quieres que se te desvele nada que creas importante, no lo leas. Pero insisto: no dice nada que se haya escrito y/o publicado aún. Todos los personajes y lugares pertenecen a G.R.R. Martin.

jueves, 22 de noviembre de 2012

Capítulo 15


EDDARD
            Era el primer día de justas en Harrenhal. Como mandaba la tradición, la hija de Lord Whent fue coronada Reina del Amor y de la Belleza en la inauguración. Cuando el torneo finalizara, el ganador sería el encargado de elegir a la nueva Reina entre las muchachas asistentes. Los Stark no participaban en las justas; sólo Robert Baratheon iba a hacerlo, aunque en nombre de Bastión de Tormentas, en una lucha cuerpo a cuerpo, a la manera antigua. Brandon había traído su armadura y armas por si en el último momento se animaba a justar. Eddard tenía muy claro quién sería su Reina de haber intervenido: Ashara. Y todo a pesar de que la noche antes se había ido con su hermano. Esa mañana, Eddard pidió explicaciones a Brandon. Éste le dijo que no había ocurrido nada que ninguno de los dos no hubiera querido. La respuesta era algo ambigua, pero poco podía hacer ya. Además, había oído que uno de los participantes, Ser Barristan Selmy, aun siendo miembro de la Guardia Real, había dicho que coronaría como Reina a Ashara Dayne si ganaba el torneo. Estaba visto que la competencia era demasiada, así que sólo le quedaba contemplar a la joven a distancia.

            Para abrir el torneo, los cuatro hijos varones de Lord Whent fueron los primeros en salir a la arena. Sus monturas iban ricamente ataviadas y llevaban buenas armaduras y espadas. Se notaba que el anfitrión quería dejar constancia de su poderío, no sólo invitando al rey y a su familia, sino en todos y cada uno de los detalles del torneo. La gloria de los jóvenes Whent duró poco, ya que fueron derrotados en sus primeras justas por caballeros de poca importancia.
            Tras estos primeros enfrentamientos, se hizo una ceremonia para nombrar a nuevos miembros de la Guardia Real. Eddard pudo ver cómo el joven que identificó la noche antes como un Lannister salía al centro del lugar dispuesto para el evento y era recibido por Ser Gerold Hightower. Calculó que no debía tener más de quince años, pero su aspecto era ya el de un adulto, fuerte y entrenado. El pelo dorado venía a añadirle un atractivo más al conjunto de cualidades que adornaban al muchacho. Miró hacia el palco real y observó el gesto satisfecho y malicioso del rey Aerys. No alcanzaba a entender por qué sonreía así, aunque veía claramente que en todo aquel ceremonial en el que Jaime Lannister se iba a convertir en el miembro más joven de la Guardia real había una trasfondo raro. Rhaegar, por su parte, se mantenía firme y no transmitía ningún tipo de sentimiento hacia el nuevo capa blanca. Echó de menos la presencia de la Mano, padre de Jaime… Era todo muy extraño. El ambiente estaba enrarecido en Harrenhal, como presagio de algo nada bueno.
            Lyanna y Benjen también estaban presentes. Sus dos hermanos pequeños no paraban de cuchichear entre ellos y a veces daba la sensación de que discutían algo muy importante. La joven parecía intentar convencer a Benjen, mientras él negaba con la cabeza y gesto preocupado. Eddard se levantó y se acercó a ellos para enterarse de qué tramaban. Ante su presencia, los hermanos callaron de repente y se miraron de reojo. Ned empezaba a ponerse nervioso. Últimamente todo el mundo le ocultaba cosas: primero Robert, después Brandon y ahora sus dos hermanos pequeños. Hasta gentes que no le importaban lo más mínimo, como el rey Aerys y el príncipe Rhaegar, tenían secretos que no era capaz de averiguar. Estaba harto de tanta intriga: a él le gustaban las cosas claras, nítidas, y no las medias tintas o los dobles sentidos. «¿Qué estáis tramando, pareja?», preguntó un poco enfadado. «Nada… Sólo discutíamos sobre qué cenaremos hoy», respondió Lyanna. Eddard no la creyó. ¿Tanto lío por una simple comida? Lyanna era muy lista y no le sacaría más información, pero al menos él le había dejado claro que sabía que tramaban algo. Lo único que deseaba es que no metieran al resto de los Stark en problemas.

6 comentarios:

  1. No hubiera creido que haya pasado nada entre Brandon y Ashara, pero nada se sabe con estos ponientis XD.
    Felicidades! muy bonitos estos relatos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar :) Brandon es muy fogoso, jajaja.

      Eliminar
  2. Menudo ligon esta hecho Brandon... ¿no habrá enjendrado un bastardo a la joven Ashara?

    Benjen y Lyanna... ¡seguro que traman algo grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lyanna hace honor a su nombre, liándola siempre...

      Eliminar
  3. Comienza el torneo, hay muchos personajes reunidos que pueden chocar, a ver que pasa pero no creo que sea algo pacífico jeje, voy al siguiente, gracias Athena.

    ResponderEliminar
  4. Me encanta lo principesco qué estás describiendo a Rhaegar, con su semblante tan neutro y sin transmitir ninguna emoción... Creo que te está quedando muy conseguido :)

    ResponderEliminar